viernes, 8 de abril de 2011

Carta de un padre a sus hijos

Compartimos con vosotros esta carta que Kenneth David Kaunda dirige a sus hijos:

Queridos hijos… Es verdad que cierta clase de religión degeneró en superstición. Pero un hombre sensato no se corta la cabeza, por tener una erupción en la mejilla. Si de la tradición, arte, costumbres, lengua y leyes quitarnos la dimensión religiosa, muy poco queda de nuestro pasado, y los trozos que quedan no ofrecen una sólida base para el futuro…

lunes, 4 de abril de 2011

Celebraciones Semana Santa 2.011

Se denomina Semana Santa y también Semana Mayor, por los acontecimientos que durante ella recordamos y celebramos: La Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo. Son los acontecimientos centrales y más trascendentales de la Historia de la Humanidad; de lo que se llama la Historia Sagrada o también Historia de la Salvación. Son los acontecimientos con los que el Hijo de Dios hecho Hombre culmina la misión con la que vino a este mundo: la redención -salvación de los hombres, abriendo para ellos la puerta a un futuro de esperanza; el camino no siempre es fácil (tampoco lo fue para él)- pero ya sabemos que hay una meta, un puerto, un futuro de plenitud y dicha. Y esto es lo que en definitiva, importa, como decía D. Miguel de Unamuno.

Lo que recordamos es santo, por eso hemos de vivirlo santamente, participando con fe y devoción en las celebraciones litúrgicas e impregnando de sentido religioso toda nuestra vida durante esos días.

A continuación ofrecemos los horarios de las celebraciones de toda la semana en la Parroquia, prácticamente los mismos que el año pasado:

No adoramos imágenes

No hace mucho un chico no católico me soltaba eso de que "los católicos adoráis las imágenes y eso está prohibido en la Biblia".

Es cierto que la Biblia dice que no se deben adorar las imágenes. Lo que no es cierto es que los católicos las adoremos. Los católicos no adoramos las imágenes. Los católicos unicamente adoramos a Dios, y procuramos hacerlo en "espíritu y en verdad", conscientes de que la adoración más que ritos es cosa del espíritu; más que algo externo es algo interior.